Skip to content

EL SECRETO PARA FIDELIZAR A TUS CLIENTES

La verdad es que cuando hablo con comerciantes y organizaciones que trabajan para ellos siempre surge el mismo tema de conversación: LA FIDELIZACIÓN. En todos estos años trabajando en el sector del comercio he aprendido una lección clave que me gustaría compartir contigo.

 

Lo primero es aclarar porque todas las empresas habláis de fidelización.

 

Existen muchos factores que invitan a querer fidelizar a tu clientela, pero uno de los más importantes es el económico.

 

Conseguir un nuevo cliente cuesta 6 veces más que fidelizar un cliente existente.

 

El secreto que quisiera compartir contigo es que la fidelización de tus clientes no es el fin, sino el proceso que tienes que poner en marcha en tu tienda para entregar  valor a tus clientes y que estos quieran volver y recomendarte.

 

Tu objetivo no es fidelizar a tus clientes, es entregar valor a tus clientes, que estos estén satisfechos, y para eso una estrategia de fidelización resulta fundamental. Tienes que centrarte en sus necesidades y deseos, y a partir de aquí diseñar una estrategia de fidelización.

 

Porque para aquellos comerciantes que se preocupan de ofrecen soluciones a sus clientes, la fidelización es natural y los clientes aman a aquellas empresas que se preocupan por ellos.

 

Conoce a tus clientes, que necesitan, que valoran y ofréceselo. Pero no en un momento puntual: se trata de un proceso continuo. Si, la Fidelización es un proceso sin fin y quien disfruta con los clientes, disfrutará del camino y los clientes serán fieles.

 

A la hora de diseñar tu estrategia de fidelización te serán muy útiles el mapa de empatía y el mapa de experiencia del cliente, pero lo más importante es que te centres en ofrecer valor y experiencia de compra memorable de una forma continuada y no pierdas la perspectiva.

 

Porque cuando hablas de fidelización y sólo lo haces desde el prisma de la empresa, estas siendo egoísta y lo haces únicamente por fines económicos, y se trata de una fidelización interesada. Cuando una estrategia de fidelización interesada, a medio plazo se desmorona porque su origen no es verdadero.

 

Así que pon al cliente en el centro de tu negocio, ofrécele valor, y tendrás clientes fieles.

 

Y si estás pensando que por tener una tarjeta de fidelización crees que vas a fidelizar a tus clientes, te adelanto que no es una estrategia válida, ya que desde mi punto de vista, hoy en día, las tarjetas de fidelización  no fidelizan, sino que compran el comportamiento e información sobre las personas a base de premios y descuentos. Te invito a leer este post que escribí hace tiempo.

 

¿Qué te ha parecido? ¿Cual es tu estrategia de fidelización?

 

 

No olvides suscribirte a la newsletter, para estar al día de todo lo que sucede en el blog y ser el primero en obtener información y soluciones para ti.

 

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *